PREGONES  Y
 HEMEROTECA DE      MÁGUEZ

 

INICIO

SALUDO ALCALDE

PRESENTACIÓN

PREGONES

AGRADECIMIENTO

MÁGUEZ

PRENSA

LA SOCIEDAD

REFER. HISTÓRICAS

CARTELES

OCIO

FOTOS ANTIGUAS

DATOS INTERÉS

PERSONAJES

ENLACES

AUTORES

 

PERSONAJES

 

 D Marcial Barreto Figueroa  (Funcionario) 
Por
Gregorio Barreto Viñoly

          Nacido en Máguez, de Haría de Lanzarote, el día 20 de Febrero de 1.885, y fallecido en su propio domicilio en Máguez, Calle Las Cruces número 2, el día 19 de Marzo de 1957, debido a una grave enfermedad. 

          Era hijo de Don Gregorio Barreto Betancor y de Doña Concepción Figueroa Rodríguez. 

          Fueron sus abuelos paternos: Don Santiago Barreto Rodríguez, y Doña Catalina Betancor Afonso, y los abuelos maternos fueron Don Roque Figueroa Cuadro, provinente de Tinajo, y Doña Margarita Rodríguez Ramírez, que tuvo 13 años, falleciendo mas bien joven. 

          Casó con Don Doña Eloisa Viñoly Perdomo, nacida el día 22-07-1896,  el día 02-12-1918, hija de Don Pedro Viñoly Rodríguez y de Doña Filomena Perdomo Bonilla, la cual falleció el día 06 de Diciembre de 1960, de cuyo y único matrimonio procrearon ocho hijos, falleciendo los dos primeros, muy pequeños, y siendo los mismos, los siguientes:

        Efigenia: Nacida el día 28-11-1919,  y fallecida  el día 15-04-1920.

         Marcial: Nacido el día 15-12-1921, y falleció   el 06-02-1925.

          Eloisa: Nacida el día  23-03-1924, y fallecida el día 12-07-1970.

          Efigenia: Nacida el día 20-01-1926, y falleció el 07-08-1999.

          Julio: nacido el día 27-05-1927.

          Marcial: Nacido el día 03-06-1929, y fallecido el día 01-11-1996.

          Benedicta: Nacida el día  13-01-1932.

          Gregorio: Nacido el día 30-04-1935.

           De pequeño, vivió en la casa de sus padres Don Gregorio Barreto Betancor y Doña Concepción Figueroa,  que estaba ubicada en la Calle de La Cancela, que luego pasara a ser habitada por la hija de los mismos Doña Cirila Barreto Figueroa, una vez casada con su primo hermano Don Luciano Barreto Feo.

           Luego en el año de 1889, sus padres compraron una casa que estaba inmediata, enfrente de la antigua, ubicada en la Calle de Las Cruces número 2, que hasta entonces era propiedad de Don José Leonardo Pérez Peraza, que le decían “El Sargento Leonardo”, que procedía de la familia Pérez de los Valles, y seguidamente pasó la familia de Don Gregorio Barreto Betancor, a vivir en ella, aunque seguían  ocupando una parte de la casa anterior. 

          Los primeros años, su vida fue como la de todos, el campo, y tenía  pocos conocimientos de  cultura general, pues sólo había asistido a unas clases particulares discontinuas, con Doña Guillermo Viñoly Perdomo.         

          También fue emigrante a la República Argentina, por el año de 1912 aproximadamente, donde estuvo unos dos años, pues aunque se ganaba bastante, la carretilla era un trabajo muy fuerte y pesado y decidió regresar a su terruño.   

          Pero habiendo tenido contacto en Haría, con Don Francisco Paz Betancor,  hijo de Don Rosendo Paz Currás, en torno al año de 1914, siendo soltero,  éste le animó y entusiasmó a aprender una cultura general razonable, y le internó en las matemáticas y en la gramática, y le enseñó  a hacer mediciones de terrenos, y hacer planos a escala,  y ello le entusiasmó tanto, que se interesó en comprar libros de matemáticas, que mandó a pedir a Barcelona, a la casa Editorial “Dalmau Carles Pla S.A.”, cuales fueron en especial Los titulados “Aritmética Razonada”, “Soluciones Analíticas”, y también el “Grado Medio”, seguramente orientado por Don Francisco Paz, cuyos libros y apuntes de matemáticas se conservan muchos, en especial relacionados con el álgebra, las reglas de tres, los logaritmos, las aplicaciones geométricas, y otras tantas cosas. 

          Tanto fue el entusiasmo que tomó Don Marcial Barreto, que la gente antigua de entonces, decía que se la llevaba estudiando toda la noche, en la casa vieja, en la parte que luego fue garaje de Marcelino Ramírez, y circulaban muchos comentarios de llegar a verse la luz encendida en su cuarto, a altas horas de la madrugada, pues estaba estudiando con mucho ahinco, y ello con los medios tan rudimentarios que habían  antes, como era un farol, una vela o un pabilo o candil. 

          Resulta que también, en esa época de comienzos de su promoción propia, allá por el año de 1915, contó también con la gran ayuda de su primo hermano y al tiempo cuñado, Don Luciano Barreto Feo, que vivía en la misma casa vieja, y vaya que, en aquellos tiempos, Don Luciano Barreto Feo, estaba preparado para defenderse y realizar trabajos de escritura, ya que era la única persona que se encargaba de hacer los documentos en el pueblo, y Don Marcial Barreto Figueroa se fijó tanto en él y sus enseñanzas, y su letra, que puede decirse que la letra de él, era muy parecida, o casi la misma, que la de Don Luciano Barreto, que por cierto falleció a temprana edad, el día 26-05-1920. Fue también al fin su otro Maestro, y posiblemente el primero y más cercano o inmediato.  

          Don Marcial Barreto, aprendió de su indicado cuñado, todo lo que él sabía y más aún, porque lo practicó mucho, y  habiendo falleciendo ya Don Luciano a temprana edad, como se indica, quedó él como única persona de entonces, que hacía todos los documentos en Máguez, como si se tratara de un Notario privado, pues se hacían muchos documentos,  y ellos en las modalidades de pagarés, que era lo más que se hacía, pues la gente pedía dinero a interés, cuando en aquellos tiempos no había nada de bancos, ni por asomo, además de contratos de venta privada, contratos de compromiso de compra-venta, contratos de permuta, hijuelas de partición, instancias al Ayuntamiento, Declaraciones Juradas, Liquidaciones del Impuesto de Derechos Reales, y otros, y en fin, tenía bastante movimiento en esto, pero además, como tenía también toda la parcela de mediciones y particiones de fincas, era una persona que intervenía en todos los trámites documentales que demandaba la gente de entonces. 

          Don Marcial, por otra parte era una persona que siempre estuvo inmersa en el folclore canario, y así tocaba en especial, el instrumento que conocemos por la Bandurria, y tenía una suavidad en su toque, dominando de forma tan especial la escamilla, que se consideraba como la persona que mejor manejaba este instrumento entonces en el lugar, y así intervenía en las parrandas del pueblo, en los Ranchos de Pascuas, en los bailes, y también en algunas reuniones de amigos. 

          Don Marcial Barreto, era muy abierto al diálogo, y contaba con un cabildo que estaba  en el frontis de su casa, donde se reunía gente por la tarde y por la noche, y había una piedra reservada para sentarse él, que estaba lisa de tanto sentarse en ella. 

          Pero a principios de los años de 1920, le insinuaron para que se empleara en el  Ayuntamiento de Haría, y así lo hizo, ingresando el año de 1924 como interino y luego se hizo funcionario en propiedad en 1935,  y estuvo unos treinta y un  años ejerciendo el cargo de Recaudador Municipal hasta que se jubiló en 1955, a los setenta años de edad, teniendo las responsabilidades del aforo de los vinos en las bodegas, del peso de los cochinos que se mataban en las casas, así como otros animales y  los pescados para venta pública,  para cobrar el arbitrio municipal,  y ya desde un año antes de jubilarse, se interesó para que su hijo Gregorio Barreto Viñoly, siguiera la trayectoria que él llevaba en el Ayuntamiento, y así el 21 de Marzo de 1954, comenzó a sustituirle en el Ayuntamiento, su indicado hijo. 

          Don Marcial tuvo una labor  bastante pesada,  pues desde más joven, hasta después, siendo ya bastante mayor,  tenía que subir y bajar caminando, la cuesta de Los Cascajos, cuatro veces al día, ya que tenía oficina por las mañanas y por las tardes, y ello de lunes a sábados y a veces hasta los domingos por la mañana en casos excepcionales. Entre estas idas y venidas cabe una anécdota en el sentido de que tenía un perro bardino llamado  “Clavelillo”, y amaba tanto a su dueño, que todos los días, cuando bajaba los cascajos, ya se sabía en la casa, que Don Marcial bajaba Los Cascajos y se acercaba a  su casa a almorzar. Parece que lo divisaba de algún modo desde muy lejos, o por el olor,  y no fallaba. 

          Pero la cosa no queda ahí, porque la Sociedad de Máguez, llamada en sus comienzos, “Centro Democrático de Máguez”, cuyo promotor principal fuera el Maestro valenciano-catalán, Don José Fornas Sánchez, le requirió su ayuda y así colaboró en lo más que pudo, desempeñando el cargo de Presidente en los años de 1935-1936, y 1940,  y de Secretario en los años de 1940 a 1943, e incluso sirvió de Asesor en especial del Secretario, siendo uno de los 68 socios fundadores, que hicieron posible la creación de la indicada Sociedad, en Junta General celebrada el día 27 de Diciembre de 1931. Tuvo además una responsabilidad especial en la venta de los lotes del “Cercado de Los Llanos”, de la Marquesa de Santa Coloma. 

          Cuando había que hacer una valoración o tasación de fincas o de casas en el Municipio, bien en una partición de herencia o a nivel de una orden judicial, lo solían nombrar a él, como Perito Tasador. 

          Fue una persona muy amable y también muy querida en el pueblo, pues hacía muchos favores, y era tan servicial,  que le hacían muchos encargos de Haría, en especial del Ayuntamiento, y él se encargaba de traerlos para Máguez, e incluso se los llevaba a sus casas en muchos casos, o al menos se los dejaba en la Sociedad de Máguez, para que lo recogieran los interesados, cerca de su casa. 

          Después de jubilado, se ejercitaba a visitar las fincas cercanas y llevaba el escardillo y mataba alguna hierba, hasta que ya enfermó y falleció con 72 años,  quedando su casa un poco desprotegida, porque su hijo Gregorio, que siguió la misma trayectoria que él, el día que falleció, acababa de entrar en el cuartel, su hijo Gregorio Barreto Viñoly, al que dieron esta tan triste noticia, recién entrado al servicio militar.

          Haría, a 16 de Noviembre de 2010.

 
 

 


 
 
InicioSaludo Alcalde | Presentación | Pregones | Agradecimientos  | Máguez | Carteles  |   Prensa  | Referencias Históricas | La Sociedad  |Ocio |  Fotos | Datos de interés | Personajes | Enlaces | Autores |

Web Realizada por Oscar Torres
Autores:  Oscar Torres  y  Jesús Perdomo